No es una tablet, es un Kindle

Mucho revuelo hubo desde ayer con el anuncio de varios nuevos modelos de Kindle (con muy buenos precios, por cierto). Tal vez el que generó más comentarios fue el Kindle Fire, nombrado por muchos como la tablet de Amazon, a pesar de ni siquiera el fabricante la llama de esta manera en su site.

Luego vienen las opiniones extremas: por un lado los que dicen que esto es el iPad killer. Vamos, que aunque odies a Apple, decir esto es un despropósito. Otros, en el extremo opuesto, han destacado las carencias de esta tablet. Y es verdad, hay un montón de cosas que son más o menos estándar en otros tablet dispositivos Android y que aquí simplemente, no están.

En mi opinión la cosa es mucho más sencilla: esto no es una Tablet, es un Kindle. ¿Qué es un Kindle? Un aparato para distribuir (y consumir, claro) contenido. En un principio un contenido relativamente básico: eBooks. Y el procedimiento era sencillo: comprabas el libro, quedaba en tu casillero digital de Amazon y se bajaba a tu Kindle cuando quisieras leerlo. Adicionalmente tenías funciones básicas de navegación web y visualización de páginas sencillas. Y era cuestión de tiempo para que lo hicieran touchscreen, creo yo.

Pongámosle entonces un poco de esteroides y aumentemos la oferta: el aparato ahora es a color, muestra no sólo libros, sino otros contenidos también: música y videos. El sistema de compra sigue siendo el mismo. Básicamente compras el contenido en Amazon, queda en tus contenidos digitales y lo bajas al aparato cuando quieras (y tengas wifi). Si eres Amazon Prime tienes hasta un montón de videos gratis, haciéndolo mucho mas atractivo que Netflix, creo. Y ya que tenemos más máquina, ¿por qué no dejar que la gente descargue jueguitos o aplicaciones (de la misma tienda Amazon)? Es más, entreguemos el aparato con aplicaciones precargadas.

El casillero digital también se repotenció: ahora con el Kindle accedes a Amazon Cloud y guardas tus cosas ahí. Y bueno, el browser que ofrecen es genial aunque se basa en algunos principios que Opera Mini ofrecía hace tiempo.

¿Una amenaza para las tablets? No creo. De la Galaxy Tab 7″ en adelante no me parece que tengan mucho que temer.

¿Otros readers? Pues sí. O corren o se encaraman, porque esto les da de cachetadas a todos los que hay por ahí, considerando que un Sony Reader de 6″ normalito es más caro que este nuevo Kindle, según la web su propio fabricante.

¿iPad Killer? No vale, aquí lo único que probablemente se quedó sin futuro fue la e-Ink de colores.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.